jueves, 4 de diciembre de 2008

Se me han quemado las cooquies

La informática tiene la ventaja de hacernos perder la paciencia.
Nunca nada ni nadie había recibido tantos improperios y descalificaciones como el puto ordenador.
Mientras le amenazas con tirarle por la ventana, él, el "parato" mantiene su asepsia indiferente y se empeña en presentarnos una solución a un problema que nosotros no le hemos pedido.
Y nosotros intentando que el jodido "parato" se entere del problema que realmente nos interesa.
La lógica del "paratito" se descompone en una malla infernal que no llega a ninguna parte porque no se rige por una lógica lineal, sino que se descompone en una red de acceso múltiples que te lleva una y otra vez al mismo sitio de los cojones.

Pero hay algo peor, algo maligno, algo "horrendosético" (que cojones, el idioma se queda pequeño)....

...la información que llevas meses recogiendo y preparando... NO EXISTE... porque está dentro, dentro del ordenador, y ahora, ...tienes que sacarla.

Además, teniendo en cuenta que son las 8.30 de la tarde y mañana a primera hora la necesitas....
¿Hay una situación más terrorífica? ... NO.

Las posibilidades de que se produzca un fallo en cadena, más las posibilidades de que algún consumible se consuma, añadida a innata capacidad de la impresora para liarse ( se atasca o no carga el papel)...

El caso es que a las siete de la mañana estás todavía sacando Din A4, de uno en uno, en color fuxia que es el único que te queda, y empujándolos con una cuña que "tas fabricao" en vinilo con el último LP de Los Chunguitos (un recuerdo de la familia).

Menosmal que la informática ha venido en a ayudarnos en nuestro trabajo cotidiano, ... pero
si ha venido a ayudarnos en nuestro trabajo, ... ¿Por qué ha creado tantos puestos de trabajo para informáticos? ...
PARADOJAS DE LA "TRENICA".
video

No hay comentarios: